Estandarizar los estándares: W3C Web of Things

Header Web of Things

Partiendo del artículo de estándares del W3C para IoT, vamos a explicar la importancia del W3C Web Of Things en el ámbito IoT.

Las soluciones IoT están típicamente formadas por varias capas tecnológicas, entre las que se incluyen:

  • Los elementos que se encuentran en campo y permiten obtener información o actuar sobre algún dispositivo (sensores, interruptores, antenas, etcétera).
  • Los controladores de esos sensores y actuadores (microprocesadores, almacenes de datos, etcétera).
  • La capa de comunicación, pudiendo incluir gateways, que adaptan los datos y protocolos.
  • La capa de integración de los sistemas que permiten tener la visión y gestión global de la plataforma para una aplicación concreta en cualquier sector.

Se ilustra en la imagen:

Además, IoT es un paradigma muy cambiante con una gran variedad de tecnologías subyacentes.

Esto hace que en este mundo IoT exista un problema de interoperabilidad, ya que son muchos los proyectos que siguen implementando soluciones basadas en tecnologías propietarias, aisladas y que únicamente permiten la interoperabilidad con sistemas similares o del mismo fabricante, de modo que aunque la solución puede ser robusta y eficiente, la integración con otros productos o la simple captación de datos puede convertirse en una actividad tediosa, incluso imposible.

Esta clara falta de interoperabilidad ha hecho que los principales organismos de estandarización y reguladores, como IEFT, IEEE, ETSI, ITU, GSMA, OIC, IIC, e ISO, investigaran y desarrollaran soluciones para esto.

El resultado de esto son cientos de estándares que satisfacen requisitos específicos, pero que no siempre son compatibles entre sí. Esto se ejemplifica en la ilustración siguiente: A través de una pila de tecnologías simplificada representadas como Modelo OSI, se puede apreciar la diversidad de tecnologías y protocolos del IoT, en distintos niveles lógicos.

En 2014 el W3C comenzó a preguntarse como homogeneizar e integrar las tecnologías del ecosistema del IoT. A través del Grupo de Interés de la Web de las Cosas, el W3C investiga sobre posibles soluciones a retos actuales de la industria, administración pública, la educación y de la sociedad en general. Como pieza principal para elaborar los trabajos de estandarización se ha creado el Grupo de Trabajo de Web of Things, que es el encargado de crear las especificaciones técnicas, que en la actualidad se han centrado en:

  • Arquitectura: crear una arquitectura basada en Web of Things.
  • Descripción: desarrollar un vocabulario estándar, semántico que permita describir las cosas mediante lenguajes controlados, permitiendo la automatización basada en los conceptos semánticos que las caracterizan.
  • Seguridad: permitir la implementación de algoritmos y mecanismos de seguridad existentes, que garanticen el acceso restringido y la privacidad de los datos.
  • Integración: permitir que la solución use cualquier protocolo de comunicación subyacente (por ejemplo, CoAP, HTTP, OCF, u otros).
  • Descubrimiento: ofrecer mecanismos de autodescubrimiento de las cosas disponibles en un catálogo, dentro de una red o dependientes de un servient.
  • Interfaz: dotar de interfaces de programación de aplicaciones (APIs) adecuados para poder interactuar con el sistema usando lenguajes de programación habituales.

Estas especificaciones se han aunado en  uno de los paradigmas más novedosos del momento, el W3C Web of Things (o la Web de las Cosas) que pretende cubrir uno de los principales retos: la orquestación e integración de las tecnologías IoT en aplicaciones, permitiendo la visualización, interacción, descubrimiento, y reutilización de los distintos componentes IoT. Se puede ver en la imagen en la parte superior de la pila de tecnologías, sobre la capa de aplicación:

Como sabéis, la Onesait Platform implementa el estándar W3C Web of Things y lo aterriza al concepto de Digital Twin como representación digital de una entidad o sistema del mundo real que no reemplaza al sistema físico, sino que funciona como réplica de este, permitiendo comunicarse con él de la misma forma que se haría con sistema real, lo que facilita tareas de desarrollo y testing, simulación, integración y monitorización de sistemas heterogéneos, ya que la interacción de un Digital Twin con los sistemas de su entorno es idéntica a como seria con el sistema real.

Interesante, ¿verdad? Pues si queréis saber más sobre la Plataforma, IoT y Digital Twin, os recomendamos visitar nuestro Portal del Desarrollador.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *